Etiquetas

, , ,

S.E.R. Juan de Caracas

S.E.R. Juan de Caracas

Este posteo nace a partir de la reciente entronización de Monseñor Juan de Caracas como Arzobispo para Sudamérica de la Iglesia Ortodoxa Rusa en el extranjero (mas conocida por su sigla inglesa ROCOR). Esto no tendía nada de especial (aparte de la noticia), si no fuera por su calidad de “Viejo Creyente”.

¿Quienes son los Viejos Creyentes?

Patriarca Nikon de Moscú y toda Rusia

S.S. Patriarca Nikon de Moscú y toda Rusia

Los Viejos Creyentes son aquellos ortodoxos rusos que se siguieron rigiendo por el “Rito antiguo”.

La Iglesia Ortodoxa Rusa desde el Bautismo de Kiev en adelante había tomado un dinamismo y desarrollo bastante particular, alejándose en cierta medida de las demás jurisdicciones ortodoxas canónicas alrededor del mundo que se regían conforme al rito bizantino.

Un ejemplo: Mientras el resto de la ortodoxía se persigna hasta hoy de cierta forma (se hace la señal de la cruz con la reunión de los dedos pulgar índice y medio y con los dedos anular y meñique recogidos), los rusos lo hacían de la forma exactamente inversa.

Señal de la cruz ortodoxa

Señal de la cruz ortodoxa (arriba) y la Señal de la cruz de los viejo creyentes (abajo)

Es en este contexto que, en el siglo XVII, el Patriarca Nikon de Moscú (1605-1681), en un afán “restaurador” decidió convocar a un Sínodo en la misma ciudad para hacer una serie de cambios a los usos litúrgicos vigentes a la fecha en Rusia (rituales y libros de oficios), a fin de ponerlos a tono con el ritual bizantino utilizado en el resto de la Comunión Ortodoxa.

Como era de esperarse la polémica no tardó en instalarse, y hubo un grupo no menor de feligreses y de clérigos encabezados por el protopresbítero Avvakum Petróv, a la sazón párroco de la Catedral de Kazán en la Plaza Roja de Moscú, que lisa y llanamente no aceptaron las reformas de Nikon, aduciendo que se estaban pasando a llevar las tradiciones fundantes de la Fe Ortodoxa en Rusia, legitimadas con el correr del tiempo, además de que cada iglesia ortodoxa doméstica es autónoma respecto de las demás, por tanto, no tiene necesidad de hacer ajustes a la liturgia si se esta en comunión. Por estas razones siguieron adhiriendo irrestrictamente a las prácticas de la Iglesia tal como existían antes de las reformas del Patriarca Nikon.

A este grupo cismático se le conoció con el nombre ruso de “Starovertsi” es decir “viejos creyentes” (asi como tambien “vétero-creyentes” o “vétero-ritualistas”), y a la ruptura entre estos y el “Establishment” eclesiástico se llamó “Raskol” que literalmente significa “Cisma” en ruso (de ahí que “cismaticos” sea Raskolniki, y de ahi sale el nombre del personaje central de “Crimen y Castigo” de Dostoievski: Rodion Romanovich Raskolnikov). Estos Raskolniki fueron duramente perseguidos por el clero y por la policía imperial, de hecho el protopope Avvakum murió quemado en la hoguera en 1682.

En 1971 el Patriarcado de Moscú levantó solemnemente los anatemas (excomuniones) que pesaban sobre los viejos-ritualistas. Con todo, la plena comunión entre éstos y aquel nunca fue restablecida de forma completa.

La Iglesia Ortodoxa Rusa en el exilio (ROCOR), en 1974, por medio de un Documento elaborado por su Santo Sínodo, definió al antiguo Ritual como plenamente ortodoxo y se comprometió a recibir a las parroquias de Viejos Creyentes que desearan estar bajo su jurisdicción eclesial (créandose un Vicariato especial para los Viejos Creyentes). A cambio, la ROCOR, les ordenaría sacerdotes usando el Ritual viejo, y les permitiría seguir manteniendo en sus parroquias el Rito antiguo.

He aqui la explicación de Vladika Juan de Caracas como Obispo viejo creyente.

Anuncios